Es Hora De Embriagarse (Con Poesía)

Ayer era martes. Y como cada día de la semana, tocaba decidir si consumirlo como un martes más o animarse a ir a la presentación de los números 2 y 3 de la revista poética "Es Hora De Embriagarse (Con Poesía)" en el Tapas y Fotos del madrileño barrio de Lavapiés. Y lo cierto es que no lo dudé mucho. Presencias como la de Batania, Mayte SS o Elia Maqueda eran más que suficientes para dañar el ambiente con este cuerpo que el cosmos me ha dado. Pero es que además se podía contar también con la asistencia de Nuria Ruiz de Viñaspre (a quien llevo tiempo siguiendo -sin ánimo de acoso- y queriendo conocer) y de Javier Pérez-Ayala (a quien ya tengo el horror de conocer y que sigue sin atreverse a salir de su calle favorita -y no coincidía con el lugar del evento, así que no tuvimos el honor de ver ni su perilla-).
La revista es una aventura digna de recomendar, integrada en la asociación cultural LA VIDA RIMA y con un equipo de redacción formado por Gsus Bonilla, Violeta Castaño, Victor Sierra, Marcos Almendros y José Naveiras, todo un elenco de poeto-adictos, aunque deberían averiguar de quién fue la idea de publicar tanto a Batania como a Javier, porque sea quien fuere, requiere de consulta médica urgente.
Termina por engarchar esto de Batania y sus neorrabias recitadas, Mayte y sus dragones, Elia y sus ojos urbanos... y siempre hay alguna suma. Esta vez, permitidme que me quede con Nuria Ruiz. Aunque dice que los poemas que le han publicado tienen ya su tiempo y que, por tanto, casi están dormidos, yo los ví más vitales que nunca. Me quedé gratamente clavado al suelo con este:

¿Sabéis lo que es la pena?
Es un bicho asqueroso que trepa por tu cuerpo
Nace en los pies y sube sin tregua ni descanso
Hasta la parte más alta de tu garganta.
Allí anida por más tiempo impidiendo respirar
Sólo cuando se desliza en un despiste a tus ojos
Y la tapa de tus sesos está abierta
La pena sale y muere en atmósferas nuevas.

La velada, aunque pasada por humo (y que lo diga yo como fumador, ya es para alarmar...), fue sobresaliente. Encontrarse con estos engendros es ya toda una lección de la que siempre se aprende. Y no lo digo con ánimo de iniciar una guerra de pelotas. ES lo que ES.
Pretendía hacer una especie de documento, pero este primer intento ha sido más que lamentable. Eso sí, aunque se aprecie poco o nada, no quiero terminar sin añadir el siguiente video donde subyace lo importante: aplausos a poetas una noche de martes en Madrid. Un placer.


TODAS LAS CONVERSACIONES MANTENIDAS

QUEDAN RESERVADAS

2 paseos:

Giovanni-Collazos 11 de diciembre de 2008, 3:01  

Enol, deberias contar las conversaciones tambien, deberias.

Un placer leerte.

Gio.

Nuria 21 de diciembre de 2008, 16:07  

Enol, qué sorpresa. A mí me alegró también mucho conocerte aunque nunca he podido seguirte pues te desconocía. Este día te puse rostro y aquí mismo te pongo letras. Gracias por recuperar de ese pasado molesto este poema que mencionas, dándole el aliento de vida que yo le creía agotado.

AUTOR

Mi foto
Engendro soñador mutable, de efectos secundarios impredecibles.